Yergan, máximo

19 julio de 1892
11 de abril de 1975

Nacido en Raleigh, Carolina del Norte, el educador y líder de derechos civiles Max Yergan asistió a la Universidad Shaw, donde se graduó en 1914. Poco tiempo después recibió una maestría en la Universidad Howard. En 1915 fue contratado como secretario itinerante en la división de estudiantes de la Asociación Cristiana de Hombres Jóvenes (YMCA) en la ciudad de Nueva York. Durante la Primera Guerra Mundial trabajó en la India, luego fue enviado a Kenia para organizar unidades de la YMCA entre las tropas indias y africanas del ejército británico. Aunque no fue un ministro ordenado, fue nombrado capellán por el ejército estadounidense y sirvió brevemente con las tropas afroamericanas en Francia.

En 1920, Yergan fue nombrado secretario principal del Comité Internacional de la YMCA y estuvo destinado en Sudáfrica, donde permaneció durante dieciséis años, trabajando principalmente con estudiantes universitarios. Combinó el trabajo misionero y la mejora de las instalaciones educativas para los sudafricanos negros. Por sus esfuerzos recibió el Premio Harmon en 1926 y la Medalla Spingarn de la NAACP en 1933. Publicó dos informes sociológicos, Estudiantes cristianos y Sudáfrica moderna (1932), y Oro y pobreza en Sudáfrica (1938), en el que describe las horribles condiciones de vida y de trabajo que enfrentan los mineros de oro africanos negros.

En 1936, afirmando que había hecho todo lo posible por los africanos dentro del marco de la YMCA, Yergan regresó a Nueva York. City College lo contrató como profesor de historia, uno de los primeros profesores afroamericanos en una universidad integrada. Entre los cursos que impartió estaba el de Historia de los negros, el primero que se impartía fuera de las universidades para negros. En 1937, con el apoyo de Paul Robeson y otros, fundó el Consejo de Asuntos Africanos (CAA) —entonces el Comité Internacional de Asuntos Africanos— que promovió el interés en África y presionó contra el colonialismo, y se convirtió en su director ejecutivo.

Mientras estaba en Nueva York, Yergan se hizo activo en los círculos políticos comunistas de Harlem. Junto con el reverendo Adam Clayton Powell Jr., en ese momento aliado de los comunistas, publicó un periódico, La voz del pueblo. También participó activamente en el Congreso Nacional Negro (NNC), dominado por los comunistas. En 1940, después de que A. Philip Randolph renunciara como director ejecutivo, se nombró a Yergan para dirigir la organización. Lideró la NNC en su oposición a los programas de preparación militar y su apoyo al exitoso boicot de Powell al transporte público en la ciudad de Nueva York durante 1940-1941. En 1941, el Partido Comunista promovió a Yergan como candidato al Concejo Municipal de Nueva York, pero Powell lo convenció de que abandonara la carrera.

Después de 1941, Yergan apoyó el esfuerzo de guerra, pero se pronunció a favor de la descolonización y la autodeterminación africana y en contra de la discriminación en el ejército. Durante los años de guerra, la CAA creció en tamaño y poder, y Yergan le dedicó más tiempo. En 1946, en una reunión de la CAA en la ciudad de Nueva York, Yergan acusó al gobierno de Truman de oponerse a la libertad africana. En 1946 encabezó una delegación de la NNC ante las Naciones Unidas para presentar una petición contra la "discriminación política, económica y social contra los negros en los Estados Unidos" y presionó contra los impuestos de capitación en los estados del sur.

En algún momento de 1947, sin embargo, Yergan experimentó un cambio dramático en sus puntos de vista políticos y se alejó de sus antiguos socios. En octubre de ese año renunció a la NNC, para entonces en gran parte inactivo, alegando que "los comunistas buscaban sabotear las decisiones de la junta". En diciembre, después de que el gobierno de Estados Unidos acusara a la CAA de ser una organización subversiva, Yergan afirmó su carácter no comunista. En 1948, la junta de la CAA, dirigida por Robeson, se opuso a la declaración. Yergan afirmó que una minoría liderada por los comunistas había tomado el control de la CAA para atacar la política exterior estadounidense. Yergan intentó apoderarse de la propiedad de la organización y entabló una demanda contra la facción procomunista de Robeson. Fue expulsado de la junta y dimitió en octubre.

En años posteriores, Yergan se convirtió en un anticomunista cada vez más estridente. En 1948 testificó sobre la participación comunista en los esfuerzos por los derechos civiles ante un subcomité del Comité de Actividades Antiamericanas de la Cámara. Durante las décadas de 1950 y 1960, dio conferencias y escribió artículos para revistas conservadoras y fue un consultor líder sobre África del Departamento de Estado de los Estados Unidos. También se rumoreaba que era un informante del FBI. En 1962 organizó y presidió el Comité Katanga Libre, que trabajó en contra de la participación de la ONU en el antiguo Congo Belga y apoyó el movimiento secesionista Katanga respaldado por Bélgica de Moise Tshombe. En 1964, mientras hablaba en Sudáfrica, Yergan elogió la política de apartheid del país como una "política realista" en una "situación única", que dio a los africanos "dignidad y autorrespeto". Durante la década de 1970 habló en apoyo del gobierno de la minoría blanca de Ian Smith en Rhodesia. Estas acciones provocaron críticas generalizadas de que Yergan se había "vendido" y que su activismo anterior había sido egoísta e inseguro. Yergan murió cerca de su casa en Ossining, Nueva York, en 1975.

Véase también Movimiento de Derechos Civiles, Estados Unidos; Consejo de Asuntos Africanos; Congreso Nacional Negro; Robeson, Paul

Bibliografía

Duberman, Martin B. Paul Robeson. Nueva York: Knopf, 1988.

Lynch, Hollis R. Radicales afroamericanos y la liberación de África: El Consejo de Asuntos Africanos, 1937-1955. Ithaca, Nueva York: Cornell University Press, 1978.

Naison, Mark. Los comunistas en Harlem durante la Depresión. Nueva York: Grove Press, 1983.

Greg Robinson (1996)