Abad Prévost

El novelista, periodista y clérigo francés Abbé Prévost (1697-1763) fue un aventurero que vivió de sus intrigas y de su pluma. Su obra más conocida es la novela "Manon Lescaut".

Antoine François Prévost d'Exiles, conocido como el Abbé Prévost, estuvo expuesto por primera vez a la disciplina conventual cuando ingresó en un colegio jesuita a la edad de 14 años, tras la muerte de su padre. En los años siguientes, alternó el servicio militar, las aventuras amorosas y la intensa actividad literaria con períodos como primero jesuita y luego novicio benedictino. Fue ordenado sacerdote benedictino en 1721 y durante 8 años se dedicó al estudio, la enseñanza y el trabajo académico en una variedad de comunidades benedictinas.

Inquieto e infeliz, se instaló por un tiempo en St-Germain-des-Prés en París, donde comenzó a escribir en secreto el compendio de ficción Las memorias y aventuras de un hombre de calidad que se retiró del mundo. En 1728 lanzó su voto de estabilidad a los vientos y huyó a Londres. Viajó por Inglaterra y finalmente se convirtió en compañero y tutor de Sir John Eyles. Recuerdos fue publicado en parte en 1728. Dos años más tarde, Prévost se fue de Inglaterra a Holanda, y allí trabajó en la traducción de obras de Samuel Richardson y también publicó el quinto, sexto y séptimo volúmenes de Recuerdos.

Recuerdos es un trabajo original escrito para promover una comprensión más amplia de Inglaterra en Francia. En un momento en que los franceses consideraban a Inglaterra como una nación sangrienta y bárbara, Prévost había aprendido a amar ese país. A diferencia de la mayoría de los franceses anteriores que habían intentado escribir sobre Inglaterra, Prévost había aprendido inglés; también había viajado por las provincias, recolectando folclore de los campesinos. Su libro es una súplica apasionada por la tolerancia religiosa. Expresa una profunda admiración por la relativa facilidad con que se mezclaron las diferentes clases sociales de Inglaterra.

Prévost reconoció que el regreso a la naturaleza como fuente y tema de la poesía era un fenómeno único en la literatura inglesa, y fue uno de los primeros en introducir este tema romántico esencial en Francia. De todas las obras escritas sobre Inglaterra en el siglo XVIII por viajeros extranjeros, Recuerdos es el más completo, el más imparcial y el más confiable.

Una vez más en Inglaterra, Prévost inició la publicación de su novela en serie, El filósofo inglés o las memorias de Cleveland (generalmente conocido como Cleveland), tarea que se extendió desde 1732 hasta 1739. En 1733 también comenzó a publicar el periódico Favor y en contra. A su regreso a Francia y su reconciliación con la Iglesia en 1734, publicó El decano de Killerine (1735). La historia de un griego moderno e Margarita de Anjou, una novela histórica, se publicaron en 1740.

Después de su breve exilio, Prévost produjo numerosas traducciones, entre las que destacan las versiones bowdlerized de las novelas de Richardson. También trabajó en antologías de ficción y ensayos morales, y se desempeñó como editor de varias grandes empresas editoriales. En 1754 colaboró ​​en la Periódico extranjero y recibió el encargo de trabajar en la historia de la familia Condé.

El séptimo volumen de Recuerdos se publicó por separado en Francia 2 años después de su publicación original en Holanda. Esta novela sumamente condensada, La historia del Chevalier des Grieux y Manon Lescaut, ha logrado, de todas las obras de Prévost, el éxito más duradero. Des Grieux, su héroe infantil, ignora la vida, ignora sus propios deseos, cuando de repente se ve arrastrado por su pasión por Manon, que es todo encanto y sensualidad. Manon Lescaut es una de las pocas novelas que constituyen un género exclusivamente francés: el novela personal, o novela personal. Es muy comprimido, directo, moderado en estilo y episodio; característicamente, se desarrolla a través de una serie de revelaciones psicológicas. Las óperas Manon (1884) de Jules Massenet y Manon Lescaut (1893) de Giacomo Puccini se basan en este trabajo.

Desde 1754, cuando se le pidió a Prévost que escribiera una historia de la familia Condé, residió en Saint-Firmin para estar cerca de los archivos familiares en Chantilly. Murió repentinamente de apoplejía (o de una rotura de aorta) al regresar a casa por la noche a través del bosque de Chantilly.

Otras lecturas

La traducción de Manon Lescaut de Burton Rascoe (1919) es una versión legible de la novela. La traducción de la Biblioteca Moderna incluye una breve introducción en inglés de Guy de Maupassant. Los mejores trabajos sobre Prévost están en francés. Un estudio útil en inglés es George R. Havens, El Abbé Prévost y la literatura inglesa (1921). □